RS2018-logo-dates

Lion Stage. África, ambientes oceánicos, rap, ragga, ska, hay para todos. Día 7

19 agosto, 2017

Las celebraciones dedicadas a Mama África prosiguieron el séptimo día del Rototom en el Lion Stage con la sintonía habitual. Las notas de Jerusalem de Alpha Blondy empezaron a escucharse con los últimos rayos del sol. Apareció en el escenario Mehdi Nassouli, con su banda y toda su energía musical y escenográfica, coloreada y cargada de significados y tradiciones. El talentoso músico marroquí de Agadir ha adquirido experiencia y sonoridad compartiendo escenarios y estudios con prominentes artistas internacionales de los cinco continentes, hasta llegar al Sunsplash confiado y maduro.

Por otro lado, Meditation Reggae es la propuesta del francés Marcus Gad, llegado directamente de las montañas de Nueva Caledonia, un territorio muy aislado arriba de Nueva Zelanda, pero musicalmente conectado. Los sonidos y los ambientes, bien preparados y ejecutados con maestría y sentimiento.

Y, como todas las noches, llega el momento del ska en el Lion Stage. Desde Londres, musicalmente endiablados y tocando juntos desde que iban al colegio. Les encanta contar sus historias, incluidas en su último disco, y crean un espectáculo provocador y fuerte que involucra al público y propaga la energía ska por todo el espacio. Se llaman Chainska Brassika y no hacen concesiones. Un gran espectáculo casi interrumpido por el gran DJ y showman Gaz Mayall, que intentó irrumpir en el escenario para recuperar su saxo, vendido “por accidente” a Lucas de los Chainska en el de Glastombury hace unas cuantas semanas. Una escena muy cómica, aunque el dolido Gaz, con el brazo en el cuello, no parecía que estuviera para bromas. Para que conste en acta: no se salió con la suya y se fue a la carpa de ska, donde parece que tuvo un gran espectáculo.

El rapero sueco Million Stylez entró en escena con una gran confianza y el público tardó muy poco en agolparse, bailando, cantando y silbando todas las canciones propuestas por el cantante, concentrado y emocionado, en su primera vez en el Rototom Sunsplash. Los Island Defender hacen lo suyo y él literalmente lo borda con reggae, dance hall, ragga muffin’, volúmenes ajustados, peculiaridades del Rototom y amigos como Beenie Man, Cali P entre los que siguen el espectáculo desde el borde del escenario. Los Island Defender también acompañaron la actuación del catalán Sr Wilson. Hubo muchos coros para el versátil cantante, que se maneja bien entre reggae, dancehall, hip hop, R&B, soul y trap. Y para cerrar, los amigos Koers. Kelly Isaiah y su banda acompañaron al pueblo del Rototom hasta el amanecer, con un repertorio de ritmos africanos que rezumaban reggae, dub, rock y pop. Lo dieron todo sobre el escenario y el público lo apreció. ¡Fantásticos!

Paul Stones

Noticias relacionadas